México: energías renovables para diseñar el futuro

Jueves, 13 abril 2017

“Hoy en día, Enel Green Power es el mayor operador de energía limpia en México en términos de capacidad instalada y proyectos en cartera.”

La zona de construcción, siempre activa

Nuestra capacidad instalada en México es de aproximadamente 730 MW, principalmente en tecnología eólica (676 MW). Esta capacidad se divide en seis instalaciones, ubicadas en los estados de Oaxaca, San Luis Potosí, Zacatecas y Jalisco.

Otros 53 MW son de energía hidroeléctrica, distribuidos en tres plantas en los estados de Michoacán, Jalisco y Guerrero. El resto, 0.13 MW, corresponden a un proyecto piloto solar, el primero del país en utilizar los innovadores módulos de capa fina fotovoltaicos flexibles, creados con motivo de la celebración de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio climático (COP 16) que se organizó en 2010 en Cancún.

“Acabamos de empezar la construcción de nuevas plantas fotovoltaicas y de energía eólica con una capacidad total de más de 1 GW.”

– Paolo Romanacci, Área Manager Enel Green Power para México y Centroamérica

Entre los nuevos campos solares en construcción destaca Villanueva, en el estado de Coahuila, con una capacidad total instalada de 754 MW. Se trata de la mayor planta fotovoltaica en construcción de las Américas y el proyecto solar más grande de Enel en todo el mundo. A ésta se suma la planta de Don José, en el estado de Guanajuato, con una capacidad instalada de 238 MW.

“En nuestro plan de crecimiento en México figura también la energía eólica. A finales de marzo comenzamos la construcción de Amistad, con 200 MW de potencia instalada, ubicada cerca de la frontera con Estados Unidos. Tenemos la intención de iniciar la construcción de la planta eólica de Salitrillos, en el Estado de Tamaulipas, con 93 MW, licitación de la que fuimos ganadores en la segunda subasta del año 2016.”, compartió Paolo Romanacci, Country Manager Enel Green Power para México y Centroamérica.

En el corazón de la revolución verde

La International Renewable Energy Conference 2017 (IREC), el evento mundial de referencia sobre las políticas de desarrollo de tecnologías verdes, se llevará a cabo en la Ciudad de México. Y no por casualidad.

México puso en marcha en 2013 una de las más innovadoras reformas energéticas del mundo, que conllevó la apertura sustancial del mercado y ha atraído una significativa inversión privada proveniente del extranjero.

La reforma estabilizó el mercado, y ahora es posible firmar contratos para el suministro de energía a largo plazo con la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

“Enel Green Power invirtió más de $ 1.5 mil millones de dólares desde su llegada hasta 2016. En los próximos dos años invertirá otros $ 1 mil millones.”

– Paolo Romanacci

 

Paolo Romanacci comentó al respecto: “En 2016, en el primer concurso público a largo plazo que tuvo lugar después de la reforma, fuimos ganadores del derecho a firmar contratos para el suministro de energía durante 15 años, además de certificados verdes (Certificados de Energías Limpias) de 20 años con tres proyectos solares fotovoltaicos. Ninguna otra compañía ha ganado nunca tantos MW en una sola licitación.”

Las personas en el centro del desarrollo

Nuestra experiencia e inversiones en energías renovables no son las únicas aportaciones con las que contribuimos al desarrollo de un camino hacia la sostenibilidad de México. También traemos al país nuestro compromiso con la Creación de Valor compartido (Creating Shared Value - CSV) y los resultados que ofrece.

“Las comunidades y el medioambiente son el foco de nuestro trabajo diario. Son indispensables para asegurar la eficiencia de nuestras operaciones, la velocidad a la hora de crear los parques y plantas o alcanzar los objetivos de los business plan del mantenimiento de las turbinas eólicas y paneles solares.

En el municipio de Charcas, donde se encuentra nuestro parque eólico Dominica, pusimos en marcha el proyecto Una mano para la vida para proteger el medioambiente, apoyar el trabajo de los agricultores y ganaderos locales y llevar electricidad a las escuelas de la zona. Integramos a toda la cadena de valor del parque para obtener resultados positivos para todos.

“Construimos un vivero para el cultivo de cactus y desarrollamos un plan de rescate de dieciséis especies de plantas nativas.”

Recientemente también firmamos dos acuerdos de colaboración con la Universidad Autónoma de Chapingo (UACH) para la investigación y transferencia de tecnología que permitirán contar con más proyectos de experimentación agrícola sostenible. El objetivo principal es promover prácticas y técnicas que mejoren la productividad de las comunidades que viven en las zonas cercanas a las plantas eólicas de los municipios de Ojuelos, Mazapil y Villa de Cos.”, añadió Romanacci.