Energía renovable en EE. UU., una innovación continua

Publicado lunes, 5 marzo 2018

“La automatización de las inspecciones de las instalaciones solares supone una oportunidad de colaboración entre las divisiones de O&M e Innovación de EGP. Además de utilizar los drones para las inspecciones finales, puede ayudar a simplificar el proceso de transferencia de información de Ingeniería & Construcción a O&M, garantizando una producción correcta sobre el terreno.”

– Milan Heninger, Senior Technical Support Manager Geothermal/Solar Operations and Maintenance.

Hemos probado las inspecciones automatizadas de las instalaciones solares con los llamados Unmanned Aerial Vehicles (UAV) o drones en varios parques solares en América del Norte.

Las inspecciones con drones pueden ayudar a que las instalaciones solares funcionen de manera más eficiente y eficaz, permitiendo emplear menos tiempo en el diagnóstico de problemas de mantenimiento ordinario.

Los resultados prometedores obtenidos con las primeras inspecciones realizadas por EGP América del Norte nos han permitido programar otras pruebas y podrían suponer una revolución a nuestras actividades de mantenimiento de instalaciones solares a nivel global. Utilizando una solución personalizada, el personal puede analizar sobre el terreno de manera eficaz los datos recabados en los parques solares.

Los drones dotados de un sensor térmico de infrarrojos para la búsqueda frontal (FLIR) pueden realizar de manera rápida inspecciones ordinarias de paneles solares, identificando defectos y anomalías incluso en células individuales dentro de un panel.

Hasta la actualidad se han llevado a cabo nueve inspecciones completas y los datos han contribuido a la identificación de problemas específicos de mantenimiento ordinario. Sin la ayuda ofrecida por el análisis termográfico del dron, estos problemas de mantenimiento habrían requerido de mucho más tiempo para la identificación y el diagnóstico. En la actualidad estamos completando la fase de experimentación para mejorar la solución de vuelos autónomos en lo que a precisión, optimización del recorrido y seguridad durante el vuelo se refiere.

Teniendo en cuenta que los drones proporcionan un servicio de control detallado y de identificación a bajo coste, la información se puede recabar y difundir rápidamente a los sistemas informativos geográficos (Geographical Information Systems - GIS), pudiendo crearse a continuación modelos en 3D de alta precisión a un coste inferior. Además de llevar a cabo inspecciones en instalaciones solares y eólicas, los drones también se usan para realizar sondeos topográficos, ortoimágenes, modelos 3D y las llamadas «nubes de puntos».

 

Herramientas para la supervisión

Además de los drones, los equipos de O&M de EGP han empezado a utilizar herramientas ultrasónicas para la supervisión de las condiciones en instalaciones solares. Estas potentes herramientas portátiles, basadas en la captación de sonidos, pueden usarse para identificar problemas técnicos sin que el técnico tenga que abrir cabinas o aparatos eléctricos. Se trata de una alternativa más simple y segura para los técnicos. Si la sonda ultrasónica identifica una determinada frecuencia fuera del rango de funcionamiento normal, la señala al técnico para que éste pueda intervenir rápidamente para resolver el problema en interruptores, subestaciones o líneas aéreas.

Recientemente, unos 20 miembros de los equipos de O&M de energía hidroeléctrica y geo/solar realizaron un curso de formación sobre el uso de herramientas ultrasónicas para la supervisión; las instalaciones EGP de Cover Fort, Aurora, Stillwater y Salt Wells tienen la intención de aplicar este tipo de tecnología próximamente. Los equipos de O&M siguen fomentando las inversiones en nuevas herramientas tecnológicas y métodos innovadores que optimicen la eficiencia y la productividad de nuestras instalaciones renovables.