• {{currentSearchSuggestions.title}}
  • {{currentSearchSuggestions.title}}

¡Electrifiquemos el mundo!

¡Electrifiquemos el mundo!

Estamos en la década de la electrificación. La electricidad a partir de fuentes renovables es el principal vector energético de la transición energética hacia la descarbonización.

Las renovables guían la electrificación

“Electrificar” significa utilizar cada vez más la electricidad procedente de fuentes renovables para el funcionamiento de servicios y actividades públicas y privadas, alimentadas hasta este momento principalmente con combustibles fósiles. Imaginad un mundo más limpio, sostenible y eficiente, donde todo funcione solamente con electricidad descarbonizada: nuestras viviendas, el transporte y las actividades industriales.

El proceso de electrificación del consumo final a través de energía procedente de fuentes renovables es la estrategia más eficaz para llevar a cabo la transición energética. Solo con la descarbonización de la generación eléctrica podremos detener el cambio climático que amenaza a nuestro planeta.

La electrificación directa de los usos finales a partir de energía producida con fuentes renovables puede combinarse con la electrificación indirecta de los sectores industriales, clasificados como 'hard-to-abate’ (de difícil reducción) –navegación marítima, aviación, minería o industria pesada– a través del hidrógeno verde

Ventajas de la electrificación a partir de fuentes renovables

{{item.label}}
{{ item.title }}
{{ item.content }}

Más información

Electrificación y digitalización

Descubre más

Electrificación verde de Cerdeña

Descubre más